• Lic. Adriana Guraieb - Clarin

Mañana es el día del psicólogo - Una trampa a sí mismos: tres de cada diez pacientes mienten en tera


Dijeron que el motivo más frecuente por el que lo hicieron es porque no quieren que el profesional “sepa todo sobre sus vidas”.

[...]

"Todos mentimos en nuestras vidas. A través de deformaciones de la realidad, o de omisiones conscientes de información. Lo hacemos por vergüenza, por temor a la crítica o por miedo a encontrarnos nosotros mismos con algo que no aceptamos de nuestra vida interior. En ese contexto general, claro que un paciente miente en su psicoterapia", dice la psicóloga Adriana Guraieb, autora del libro "Parece mentira. Un estudio sobre la dialéctica verdad-mentira". Según sostiene, "en esos casos, el paciente sabe que está ocultando o distorsionando por miedo a la crítica o vergüenza".

Pero, para Guraieb, "existe otro tipo de mentira al interior de la psicoterapia, que es la auto-mentira, una mentira no consciente, que se da cuando el propio paciente se resiste a ver alguna cosa de su propia vida, porque le resulta muy doloroso o directamente insoportable; se da con frecuencia y es a través del mecanismo de la negación, cuando hay una realidad que le resulta imposible de afrontar y compartir".

La encuesta, que consultó a más de 850 personas en abril de este año, reveló que el 65% de los participantes consideran que el vínculo con el terapeuta es muy importante. Reveló también que el 62% de los encuestados confían en la terapia para resolver sus problemas y que, las sensaciones que los pacientes transitan con más frecuencia al hacer terapia son la de contención y la de alivio. Aunque eso no los prive, en algunos casos, de sentirse avergonzados o atemorizados en ese escenario.

Horvat y Guraieb coinciden en señalar que la posibilidad de que el paciente mienta en el consultorio terapéutico aumenta cuando esa persona llegó hasta ahí obligada. "Cuando es el entorno familiar, la pareja o, por ejemplo, la escuela quien insiste para que una persona vaya a terapia, esa persona puede tener más propensión a mentir. A veces es por rebelión contra quienes la envían a terapia: omiten el tema del que esa persona quiere que hablen. Por eso en algunas situaciones es recomendable una entrevista vincular, siempre con el consentimiento del paciente", afirma Guraieb.

"Quien va espontáneamente a terapia ya tiene una mirada reflexiva sobre sí mismo, y en algún momento se da cuenta de que el mecanismo de mentir no lo está ayudando. Hay una actitud introspectiva y autocrítica más predispuesta. En cambio, quien va impulsado por otros, tiene muchas más resistencias", suma Horvat.

[...]

Para ver la nota completa ir a: https://www.clarin.com/sociedad/trampa-mismos-pacientes-mienten-terapia_0_i58eAlGva.html

© 2020 Todos los derechos reservados para Lic. Adriana Guraieb

Diseño y desarrollo: iMNi Marketing